La dirección de la planta de Nissan en Barcelona ha llegado a un acuerdo con los sindicatos para llevar a cabo un recorte de 600 empleos en las factorías de Zona Franca y Montcada. La compañía, que había dado por terminadas las conversaciones la semana pasada, ha terminado ofreciendo un 90% del salario neto a aquellos empleados que se acojan a la prejubilación, cuando hasta ahora había propuesto un 85%. Javier Turrillo, delegado sindical de CGT en Nissan, ha explicado a CincoDías que la nueva propuesta lo único que hace es igualar las condiciones que se daban antes de que la empresa anunciase su intención de recortar empleos.

Las agrupaciones sindicales CGT, CCOO, UGT y Sigen-Usoc han firmado el acuerdo a la una de la tarde de este jueves, mientras en Barcelona se celebraba el Salón del Automóvil.

“Es un acuerdo que está muy lejos de lo que los trabajadores proponíamos. Por ejemplo, los aumentos salariales que ofrece la empresa para los empleados que se queden en la planta no igualan ni siquiera el IPC”, señala Turrillo.

Los sindicatos y la empresa mantuvieron el miércoles intensas negociaciones que al final han desembocado en la firma de este convenio. La compañía había puesto la firma de este acuerdo como condición para instalar una nueva planta de pintura en Barcelona, que tanto sindicatos como Nissan coinciden en señalar que es clave para poder seguir produciendo en un futuro.

Desde CGT explican que a pesar de la firma del pacto, siguen sin ver un compromiso claro de futuro por parte de Nissan para las dos plantas barcelonesas.

Fuente: Cinco Días